“La modificación genética de los mosquitos podría ser crucial para erradicar la malaria”

“La modificación genética de los mosquitos podría ser crucial para erradicar la malaria”


“La modificación genética de los mosquitos podría ser crucial para erradicar la malaria y las preocupaciones éticas no deben bloquear el progreso en tal investigación”. Bill Gates se mostró así de contundente sobre los nuevos caminos que debe explorar la lucha contra esta enfermedad, que mató a 445.000 personas en 2016, en una conferencia sobre esta dolencia celebrada en Liverpool esta semana. El filántropo anunció que su fundación invertirá en los próximos cinco años hasta mil millones de dólares (unos 803 millones de euros) para combatir esta enfermedad. "Estoy muy entusiasmado con el potencial del impulso genético, es el tipo de avance que necesitamos apoyar", añadió.

La Organización Mundial de la Salud ya advirtió en su último informe un rebote de la enfermedad por voluntad política y de nuevos fondos para erradicarla de manera permanente. La mortalidad por malaria estaba en declive desde 2000, antes de aumentar nuevamente en 2016 por un estancamiento de los esfuerzos para combatir esta enfermedad mortal.

"Esta regresión en 2016 con un número creciente de casos debería servir de advertencia", declaró el cofundador de Microsoft. "La financiación debe ser a largo plazo y tenemos que ser más astutos". Gates añadió que el objetivo actual es reducir las muertes por esta enfermedad a la mitad y que las herramientas de datos pueden ayudar a saber qué medicinas funcionan.

Las preocupaciones éticas no debe bloquear el progreso en tal investigación. El objetivo no es acabar con los mosquitos
Las tecnologías de impulso genético alteran el ADN y anulan procesos biológicos normales. En mosquitos que transmiten la malaria, las alteraciones genéticas pueden usarse para inducir infertilidad, reducir poblaciones o alterar la capacidad de los insectos para llevar y transmitir el parásito de la malaria. Esta tecnología pueden ser extremadamente poderosas, pero también controvertida, ya que los organismos genéticamente podrían tener un impacto irreversible en el ecosistema.

"Ninguno de estos cambios en la genética busca acabar con la especie", subrayó Gates. El filántropo explicó que reducir de forma significativa las poblaciones de mosquitos podría dar una oportunidad para reducir considerablemente el número de personas que tienen la enfermedad. "Este sistema está permitiendo a los científicos identificar cepas en evolución y rastrear la resistencia a los medicamentos y plaguicidas, ayudándoles a mantenerse un paso adelante de la enfermedad".

https://elpais.com/elpais/2018/04/20/planeta_futuro/1524216627_949855.html

Comentarios

Entradas populares de este blog

Impacto de la genética en el comportamiento

España abraza a los robots en las empresas

Ser hiperactivo o distraído es cosa de los genes.